Once deseos para Simón y Homero

Inspirada en este préstamo que publicó @OhColores en su blog me puse a pensar en que cosas desearía que mis hijos supieran si me muero de repente. Que mensajes ideológicos, legados, consejos, recomendaciones, les dejaría si no pudiera hacer y decir todo lo que hoy les tengo planeado. Terminaron siendo once deseos, un número hermoso:

1- No permitan que nunca nadie les diga quién es su familia. Las familias se forman de muchas maneras y el ingrediente fundamental es el amor, no el ADN.

2- Hagan amigos. Yo siempre voy a estar para acompañarlos y ayudarlos pero a veces van a necesitar de sus pares, de esas personas que viven en el mismo registro que ustedes. Los amigos son como hermanos pero mejor, porque no viven con uno.

3- Cumplan con la escuela pero busquen la aventura afuera. Hay muchas cosas interesantes para aprender y conocer que no les enseñan en la escuela ni en la casa. Busquen sus pasiones, esas cosas que les generen ansiedad y adrenalina.

4- Aprendan a hacer una cosa bien. Tener una habilidad, cualquiera sea, es mucho más útil que saber un poquito de cada cosa.

5- Lloren cuando lo necesites. Nunca dejen que nadie les diga que los hombres no pueden llorar.

6- Lean mucho. Los libros son la ventana al mundo. Te ayudan a pensar, que es mucho más importante que saber.

7- Nunca dejen de preguntar. Pidan explicaciones, cuestionen, desconfíen, discutan, hagan su propio libreto.

8- Algunas reglas están hechas para romperlas, o por lo menos cuestionarlas. Mucha gente ser resiste al cambio porque lo conocido da seguridad. Sean temerarios, anímense.

9- No se tienen que casar, ni tener hijos, ni enamorarse de una mujer, ni estudiar una carrera universitaria para ser felices, ni siquiera para tener éxito. El éxito es relativo y tampoco es necesario. Lo aconsejable es ser feliz, no exitoso.

10- Las mujeres y los hombres somos iguales. Hace muchos años a las mujeres se las relegaba a las tareas domésticas y de crianza y a los hombres a las de fuerza y de provisión económica. hoy, como podrán ver en nuestra propia casa, todos hacemos todo.

11- Salgan con mucha gente, cuidensé pero cojan mucho. El amor y el sexo son cosas para disfrutar. La promiscuidad es un concepto arcaico que sirve para reprimir sexualmente a las mujeres haciéndonos creer que somos putas. En la diversidad de las parejas sexuales van a encontrar la que más compatible sea con ustedes, sin importar el sexo del otro.

Me hizo acordar un poco a la película “Mi vida sin mí” donde una madre joven se entera que le queda poco tiempo de vida debido a una enfermedad y graba cassettes con mensajes para todos los cumpleaños de sus hijas en los que no va a estar. Durísima. Y ustedes, qué mensajes o deseos les dejarían a sus hijos?

Anuncios

18 pensamientos en “Once deseos para Simón y Homero

  1. Pingback: Lo que quiero decirte | El escenario de la vida

  2. Para Amèlie: que seas feliz a pesar de cualquier cosa que pueda ocurrirte
    , que la risa y el buen humor te acompañen en los momentos oscuros. y que luches siempre por lo que creas justo a pesar de que los demàs te digan que no!!! besos agus…te leo siempre ( flavia de Neuquen)

  3. Pingback: Once deseos para Simón y Homero

  4. Muy bueno! adoré todos y cada uno de ellos! agregaría lo que le dijo mi abuela a mi mamá: “trabajá para tener tu propio dinero y que tu marido no te elija el color de zapatos…”

  5. Muy buena lista! Genial lo de “lo aconsejable es ser feliz”.
    – Que nadie los haga dudar de lo que valen, son especiales y únicos (como cada ser humano).
    – Sueñen a lo grande, pero sepan disfrutar de las cosas simples porque la vida se hace básicamente de esas cosas.

  6. geenia! Justo anoche pensaba en algo así!
    comparto muchos de estos deseos para mis hombres bonsai! aunque seguro será inevitable odiar a la primera o primer turro que le rompa el corazón! ajaj beso PD: voy a ver la peli!

  7. Me encantó la 11. Yo a mis hijos todavía no se los dije, pero a #hermanas siempre les digo que es casi obligatorio al menos un añito de “promiscuidad” absoluta XD

  8. Gracias Agustina, me encanto tu lista.

    Tendría que ponerme a escribir la de mi hiji, pero no podría dejar de transmitirle que no acepte lo que está impuesto como normal y natural, va a crecer en una sociedad que le va a dar la posibilidad de cuestionar los mandatos, me gustaría que abrace la libertad necesaria para poder hacerlo.

  9. Para la Juana: 1- que ningun hombre te diga quien sos.
    2- (este ya se los dije) no son de nadie, no son de mama, ni de papa, Juana es de Juana, Camilo es de Camilo.
    3- vivan mas de lo que puedan vivir.
    No pongo mas porque es con lo que les quemo la cabeza todos los dias, jaja.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s